viernes, 18 de octubre de 2013

No hay vista más bella del Guadalquivir.



De frente se ven ir y venir las mansas aguas del Guadalquivir. Arriba, junto al campanario de la Giralda, tenemos estas vistas de nuestro río, donde hace siglos suracaban los galeones repletos de plata y oro y en la actualidad nos trae el maná de turistas en barcos de crucero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada