viernes, 3 de mayo de 2013

La Glorieta de Bécquer (3): el amor caído.



Como corresponde a toda obra de un escritor romántico siempre debe haber un amor que sufre, un amor que se rompe y éste está representado por el amor caído, una figura de hierro forjado que tiene clavado un puñal en el costado mientras levanta una mano en busca de un amor que le sostenga y ya se ha ido.
Junto a la columna del poeta también vemos a un amorcillo que juguetea con sus flechas.








No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada