domingo, 10 de febrero de 2013

Retablo de la Virgen de la Hiniesta.



En la fachada de la Iglesia de San Julián, junto a la entrada del despacho parroquial podemos ver este retablo cerámico del María Santísima de la Hiniesta Gloriosa, un azulejo pintado en 1961, en el año de si coronación canónica.


Bajo el retablo hay otro azulejo en el que se relata, de una forma muy breve, la historia de la Virgen de la Hiniesta, su origen y su filiación sevillana. Como se dice en él, fue Mosen Per de Tous, un noble caballero catalán quien descubrió la imagen de la Virgen de la Hiniesta en el año 1380.
Junto a ella apareció un letrero en el que se reflejaba su identidad sevillana y su origen en el barrio de San Julián.


En la parte superior del retablo están los escudos de Sevilla y Cataluña.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada